Cómo elegir una clínica dental

clinica-dental

A veces es complicado elegir una buena clínica dental teniendo en cuenta la oferta existente y sobre todo la publicidad que muchas veces encontramos. Una buena clínica dental, con buenos profesionales, pueden asegurar nuestra salud dental, en cambio una mala elección puede acarrearnos muchos problemas.

Desde BQDC queremos ofrecerle algunos consejos para que pueda discernir entre unas opciones u otras, teniendo en cuenta varios aspectos: los profesionales que le tratarán, las instalaciones, recomendaciones de amigos y familiares, una visita a la clínica y la pertenencia de esta a algún sello de calidad que le ofrezca la garantía de un buen tratamiento.

Es muy importante que los profesionales que trabajen en la clínica dental que elija tengan los conocimientos necesarios y la experiencia suficiente en el área en el que son especialistas. Para ejercer como odontólogo se precisa la titulación oficial, odontología, pero es importante que lo profesionales se hayan reciclado o especializado mediante másters o postgrados, acudan a cursos y conferencias y conozcan las últimas técnicas. Además existen especialidades de la odontología que precisan de otra formación complementaria.

Las instalaciones nos darán una buena pista de qué tipo de clínica dental estamos visitando: una clínica cuidada, con instalaciones cómodas, en la que existe una higiene tanto del espacio como del material nos hace comprender que estamos delante de una buena clínica dental. Además es importante que los materiales que utilicen sean de marcas reconocidas por la comunidad científica. Este caso es especialmente importante si hablamos de implantes dentales ya que podremos ser tratados con posterioridad en cualquier otro centro.

El compromiso con los pacientes por parte de los profesionales que trabajan allí es otro elemento importante, este hecho apoyado a una poca rotación de los médicos nos asegura que seremos tratados de forma personalizada por una persona que conoce nuestro caso, que ha seguido nuestra evolución y tratamientos.

Habitualmente amigos y familiares pueden darnos consejos sobre clínicas dentales a las que acuden, es importante escucharlos y valorar sus opciones, ya que seguramente han sido tratados en estos centros y pueden darnos opinión.

Una vez decididos por una clínica visite sus instalaciones, establezca una primera visita para poder valorar el trato recibido, los espacios, la calidad asistencial, las técnicas diagnósticas…

Hay algunos elementos que pueden ayudarnos a entender que nos encontramos delante de una clínica dental de calidad, como que pertenezca a alguna sociedad médica, que cumpla estándares requeridos por certificaciones como la ISO  o que esté asociada a algún grupo que asegure la calidad de sus procedimientos, como BQDC.