¿Cuál es el proceso a seguir en un tratamiento de ortodoncia?

¿Cuál es el proceso a seguir en un tratamiento de ortodoncia?

Si te estás planteando comenzar un tratamiento de ortodoncia, es muy probable que tengas dudas sobre el proceso y te preocupe que el aparato pueda afectar a tu día a día de alguna forma.

Debes saber que un tratamiento de ortodoncia no se empieza de la noche a la mañana. Es necesario que el ortodoncista realice un estudio previo, que llamamos estudio de ortodoncia, y elabore una planificación antes de colocar el aparato. ¡Te contamos cómo es el proceso a seguir de principio a fin!

¿Cómo se planifica un tratamiento de ortodoncia?

La primera visita sería la fase cero del tratamiento. En ella es muy importante el intercambio de comunicación entre paciente y ortodoncista. Debes comentar tus expectativas sobre el tratamiento, mientras que el dentista informará sobre las posibilidades disponibles para que elegir la mejor ortodoncia en función de tus necesidades, preferencias y edad.

Después, lo normal es realizar un estudio de ortodoncia. Aunque hay clínicas dentales que no lo llevan a cabo de forma exhaustiva, el estudio ortodóncico es necesario porque conforma la base sobre la cual el ortodoncista planifica los pasos que va a seguir para corregir los problemas de la dentadura.

En un estudio de ortodoncia se elabora un registro con los siguientes elementos: fotos de la cara y la boca del paciente, impresiones de alginato de la dentadura, radiografías en las que se aprecien los detalles anatómicos y un escáner en 3D.

Cuando el ortodoncista tiene las muestras, puede analizar el caso y elaborar una planificación a medida. Con estas fotos y radiografías, el ortodoncista puede fijarse en aspectos como las proporciones de la cara, la calidad de las encías o si tiene alguna alteración esquelética que le provoque maloclusión o requiera una cirugía mayor.

Colocación del aparato y revisiones periódicas

Una vez tenga claro el proceso a seguir, el ortodoncista debe explicar al paciente cómo va a proceder para solucionar sus problemas bucodentales. En esta fase es importante que el paciente pregunte cualquier duda que tenga al respecto. Después se podrá, finalmente, colocar el aparato.

En función del sistema elegido (alineadores invisibles, brackets o incógnito), el ortodoncista establecerá un calendario de revisiones en las que realizará los cambios pertinentes sobre el aparato: colocar gomas, intercambiar los alineadores, fijar los brackets…

Aunque las etapas idóneas para corregir los defectos de la dentadura son la niñez y la adolescencia, los adultos también pueden solicitar un tratamiento sin ningún problema. De hecho, son cada vez más los que demandan corregir problemas, tanto por temas de salud como por estética. ¡Nunca es demasiado tarde para iniciar un tratamiento de ortodoncia!

Compartir en Redes Sociales:

Responsabilidad social

Descarga el Informe

Localice su Clínica Dental BQDental Centers

Buscar clínica dental